Eduardo Cervantes Aguilar, rindió su tercer informe de gobierno en su segundo periodo como alcalde de Ixtlahuacán de los Membrillos, en el que habló sobre la problemática que enfrento al arribar a la administración municipal con una deuda pública que ascendía a 70 millones de pesos y enfrentar un desorden administrativo, la cultura de evasión de impuestos, con recursos para atender 17 mil habitantes cuando la realidad superaban los 40 mil, sin infraestructura escolar, con desabasto de agua potable y sobre todo la problemática de fraccionamiento de alta densidad dispersados.

Para enfrentar la situación, el edil destaco que busco la forma de como mejorar la infraestructura, el pago de deuda y laudos, ante ello vino una intervención mayor en la estructura gubernamental, disminuyendo puestos de trabajo, mejorando la rendición de cuentas y transparencia para poder financiar el desarrollo.

El médico destacó las acciones implementadas para mejorar la recaudación y poder financiar obra pública, sin embargo, lamentó que aun existen fraccionamientos con bajo nivel de cumplimento.

era imposible poder impulsar el desarrollo del municipio si la recaudación en las comunidades era apenas de un 20%, en las comunidades de antaño y en los fraccionamientos de un 6%, prevalecía la cultura del no pago. Tuvimos que comenzar de cero, actualizando la base de datos del municipio y dando facilidades a los contribuyentes… Hoy la situación ha mejorado en la mayoría de las poblaciones, pero no así en los fraccionamientos, sigue la recaudación de un 9%…”, dijo Eduardo Cervantes Aguilar, presidente municipal de Ixtlahuacán de los Membrillos.

 

El munícipe recalco que lograron revocar 3 licencias municipales entregadas por anteriores administraciones, lo que representaban 15, 718 casas de interés social, lo que representaba una afrenta al desarrollo del municipio por el requerimiento de servicios públicos.

Cervantes Aguilar refirió que el proyecto que marcó sus seis años de gobierno fue precisamente el rescate de los espacios públicos, con un aumento de infraestructura educativa en un 47.4 por ciento, mejoramiento en caminos rurales, el rescate de la presa “El Llano”, la sustitución de lampara de vapor por tipo LED en un 60%, reordenamiento de vialidades y fachadas, en líneas hidrosanitarias el cambio de 17 mil metros lineales (tres veces la distancia entre Ixtlahuacan y Atequiza), 203 mil metros cuadrados de concreto y empedrado ahogado, un aumento de 23.35% más de inversión pública, lo que representa una inversión por 961 millones 264 pesos.

esto es un hecho histórico, que más allá de fenómenos se puede ver que más de 316 grandes obras, sin contar las obras pequeñas, han mejorado sustancialmente la calidad de vida de nuestros habitantes”, expreso.

En materia financiera recalco la disminución de su dependencia a participaciones federales y estatal, al pasar de 97% a un 55%; disminución de gasto en nómina de un 94% al 74%; con capacidad crediticia al disminuir la deuda pública y sin solicitar nueva deuda, con opinión positiva de la SHCP.

somos la primera administración en la historia de este municipio que no ha pedido deuda pública y ha disminuido de forma considerable la deuda heredada”.

Así, reiteró que en su administración todos fueron participes, pues a pesar de haber diferencias en tiempos electorales, lograron convencer con hechos que se sabe cómo gobernar.

Agradeció a su cuerpo edilicio, personal administrativo y operativo, los ONG´s por su disposición para que las familias de Ixtlahuacán de los Membrillos tuvieran mejores condiciones de vida.

Durante su mensaje, Eduardo Cervantes afirmó que Ixtlahuacán de los Membrillos crece por no tener miedo a la transformación, con visión de crecimiento, dando confianza a la ciudadanía al ver sus impuestos reflejados.

Share.

About Author

Leave A Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.